A veces cuesta

10:14


Un día decidí abrir este blog para contarte todo aquello que me pasaba como mujer y como mamá. Había perdido a la mía, así que dejarte algo donde puedas leerme y conocerme en caos me pasara algo, me pareció la mejor idea del mundo.

Este blog es parte de mí, y yo soy parte de este blog. Pareciera la cosa más jalada de los pelos pero este blog es parte de mi alma. Si estoy mal, mi blog está mal; si estoy feliz, mi blog está feliz; si estoy esperanzada, mi blog está esperanzado. Mi blog soy yo.

Hace días que no escribo nada. Estoy estéril de ideas. Estoy seca de “cosas que compartir”. No tengo nada y por lo tanto el blog no tiene nada.

Y es extraño porque me ha pasado de “todo”.

Estoy atravesando una etapa de mi vida en los que mis días se resumen a sobrevivir por 5 minutos. Así de 5 en 5 paso el día, hasta que llega la noche y todo está calladito y puedo pensar y sobrevivir con un espacio más de tiempo.

Solía vivir a pasos agigantados, con mucha fuerza, feliz, y mirando la vida con entusiasmo. Pero ya ni recuerdo como era vivir así. Ahora sobrevivo y trato de forzarme a hacer cosas por mi “bien”, como salir del pedacito de mi cama, ponerme los zapatos, ir a trabajar, comer, etc. Cada pequeña acción para mí es un logro del día.

Dicen que mucho del pasado es depresión, y mucho del futuro es ansiedad. Pues me encuentro en el medio de ambos, y a veces uno me aplasta más que el otro. Incluso se turnan para conocerme más.
A veces cuesta seguir… sobre todo si lo guardas por bastantes horas como sí de una faja se tratase. Llegas a casa apretada de usar todo el día esa maldita faja, te la sacas y todo se libera. Te sientes libre pero a la vez te sientes muy muy muy “desplayada” y ves tu redonda realidad.

En este blog te he contado desde lo más lindo hasta lo más feo porque este blog se expresa al son de mi vida. Por el momento no puedo regalarle sonrisas y abrazos al resto, cuando la que escribe este blog está pasándola como la hormiga.

A veces cuesta seguir… pero se deben tomar decisiones. Duelen, y de solo pensarlas te dan arcadas. Todos te dicen que pronto ya pasará, pero ves los meses correr y ese pronto comienza a verse muy borroso. No es que haya elegido estar así, y por mucho que me digan, no lo puedo cambiar en un abrir y cerrar de ojos.

A veces cuesta seguir… pero estoy aquí aún, escribiéndote o escribiéndome, para una vez más poder seguir. Respiro hondo y pienso en otros cinco minutos más.

Te ama,

Mamá Luz – o lo que queda de ella

You Might Also Like

4 comentarios

  1. Ánimo Lucecita, cada cinco minutos, un día a la vez.

    ResponderEliminar
  2. Vuelca todo lo que te queda de "vida" y entregàselo a Dios íntegro, es en el lugar que mencionas acerca del pasado y el futuro, donde más egoístas nos volvemos quiénes pasamos por esta situación, por el sólo hecho de pensar que somos los únicos en el mundo cargando un dolor, cuando sabemos bien, que en la realidad existen personas con la vida entera ya muy complicada. Buscar apoyo profesional de la mano con la voluntad de mejorar ya es un logro. Y siempre recuerdo - sobre todo - cuando más lo necesito, que VIVIR no es gratis, todos tenemos un propósito que sólo sabremos descubrir con el alma libre de culpas.
    Empieza por ello! Ánimo!

    ResponderEliminar
  3. Vuelca todo lo que te queda de "vida" y entregàselo a Dios íntegro, es en el lugar que mencionas acerca del pasado y el futuro, donde más egoístas nos volvemos quiénes pasamos por esta situación, por el sólo hecho de pensar que somos los únicos en el mundo cargando un dolor, cuando sabemos bien, que en la realidad existen personas con la vida entera ya muy complicada. Buscar apoyo profesional de la mano con la voluntad de mejorar ya es un logro. Y siempre recuerdo - sobre todo - cuando más lo necesito, que VIVIR no es gratis, todos tenemos un propósito que sólo sabremos descubrir con el alma libre de culpas.
    Empieza por ello! Ánimo!

    ResponderEliminar
  4. te quiero gordita y no olvides que entre estas idas y vueltas de la vida siempre estaremos a tu lado.

    No estas sola...nunca lo estarás.

    ResponderEliminar

Instagram

¡Únete a la Ventanita de Luz!

* indicates required

Google+